Aún estás a tiempo de dejar de fumar en esta Navidad

El tabaquismo es un factor de riesgo importante en el desarrollo de hasta 25 enfermedades, entre las que se mencionan: la enfermedad pulmonar obstructiva crónica  – EPOC-,  enfermedad coronaria, cáncer pulmonar, de vejiga y  riñón, úlcera duodenal y leucemia mieloide aguda.
 
Los pacientes que abandonan el consumo del tabaco logran alcanzar beneficios inmediatos: el monóxido de carbono desaparece de la circulación sanguínea 24 horas luego de dejar de fumar, y el olfato y el gusto se recuperan tras 3 días. En cuanto al riesgo cardiovascular, éste desciende 50% en el primer año. Después de 5 a 10 años, el riesgo de padecer cáncer de boca, pulmón, páncreas y esófago es similar al de un no fumador.
 
El neumonólogo José Silva resaltó la importancia de tomar en cuenta los beneficios, tanto inmediatos como a largo plazo, del proceso de cesación tabáquica, destacando que “no hay mejor regalo que darse a sí mismo – ya sus seres queridos- más salud y una nueva oportunidad de vida”.

El tabaquismo es considerado la primera causa de morbilidad y mortalidad evitable en el mundo entero. Esta enfermedad atrapa cada día a millones de personas, quienes gracias al efecto adictivo de la nicotina crean dependencia química, psicológica y social hacia el cigarrillo, poniendo en riesgo su salud y la de quienes los rodea. Sin embargo, gracias el esfuerzo conjunto entre familiares, pacientes y médicos, los fumadores pueden alcanzar el éxito en el camino de la cesación tabáquica, logrando mejores condiciones de vida.
 Silva explicó que la persona que fuma se hace adicta a la nicotina, una sustancia química presente en el tabaco, que actúa sobre el sistema nervioso, provocando la liberación de la dopamina -neurotransmisor responsable de la sensación de placer-. El especialista indicó que debido a esta adicción “dejar de fumar puede resultar un complejo proceso en el que es necesario el abordaje y la intervención de médicos especialistas, tratamiento farmacológico y psicológico, la información y el consejo para motivar a ese paciente que quiere dejar de fumar”.
 
En la actualidad existen alternativas farmacológicas que contribuyen en el proceso de cesación tabáquica. Sin embargo, entre ellos destaca la vareniclina, un novedoso medicamento desarrollado por laboratorios Pfizer, cuya acción estimula los receptores de nicotina ubicados en el cerebro, aliviando los síntomas del síndrome de abstinencia y reduciendo los efectos placenteros del tabaco.
 
El galeno, explicó que este tratamiento farmacológico cuyo compuesto activo es la vareniclina, está acompañado por el programa de asistencia al paciente llamado “Vive un Nuevo Aire” –impulsado por Pfizer Venezuela-, de 16 semanas de duración, que le ofrece al fumador consejos e información útil sobre cuánto tiempo de vida está ganando, y lo motiva a seguir en el esfuerzo por dejar de fumar, adaptándose a sus necesidades individuales.

El Dr José Silva es profesor de la cátedra de neumonología de la Escuela de Medicina Luis Razetti, y dirige la consulta de Cesación Tabáquica en el Hospital Clínico de la UCV, que reabrirá sus puertas al público el 11 de enero de 2010. 

El Global Smokefree Partnership es una alianza de grupos de salud pública, comprometidos con la promoción eficaz de las políticas de aire sin humo en todo el mundo. La Asociación está coordinada por la Sociedad Americana de Cáncer y de la Alianza para el Convenio Marco .


Comparte esta información